Síndico, posible abuso de autoridad por despido de madres de familia mientras continua con nepotismo

Lidia López/Poza Rica

Tras la salida de su nuera Guadalupe Zamudio, quien laboraba desde el inicio de esta administración en la dirección municipal de Ecología y dejo de prestar los servicios tras divorciarse de su hijo, la sindico Maria del Carmen Carballo Vicencio tomó la decisión en el despido de dos trabajadoras mas del área, por ser de confianza de su ex familiar.
Luego que el regidor Eloy Núñez León exhibiera con documento de acta de matrimonio, en febrero pasado, para comprobar el acto de nepotismo de la sindico Maria del Carmen Carballo Vicencio, quien incorporó en labores a su nuera durante los dos primeros años de esta administración, finalmente se dio la salida de quien fue esposa de su hijo Pedro Damián Herrera Carballo, siendo la titular de la Jefatura de Planeación y Evaluación Ambiental.
Esta desincorporación laboral de Leonor Guadalupe Zamudio Cruz fue tras iniciar el proceso legal de divorcio contra el hijo de la sindico Maria del Carmen Carballo.
Tras 10 meses que la contraloría municipal, a cargo de José Manuel Lugo Dauzón, no rindió resultados de la denuncia oficial de nepotismo que presentó el regidor Eloy Núñez contra la sindico, la salida de Guadalupe Zamudio fue por la presión que ejerció la propia sindico sobre su ex nuera ante la decisión personal que tomó.
Con esto, en el poder que ha tomado la sindico Maria del Carmen Carballo Vicencio como apoderada legal del Gobierno de Poza Rica, se dio a conocer de manera extraoficial que tres empleadas de confianza de Guadalupe Zamudio fueron despedidas sin rendirles la razón por la decisión. Son madres y jefas de familia que solicitaron el apoyo del Cabildo para que sean reinstaladas ya que consideran que el despido es injustificado.
Al mismo tiempo, la sindico se encargó de desalojar a su nuera de una casa que habitaba en el fraccionamiento Bosques de Santa Elena y de manera inmediata ofreció en renta, por contrato obligado de un año, al despacho externo contable que esta a cargo de la auditoria financiera del Gobierno de Poza Rica, la cual representa Sandra Lobato.
Trascendió que la misma servidora pública se encargó de contratar a otro despacho externo para auditoria de la obra pública que realiza esta administración municipal. En esta empresa, labora su hijo Pedro Damián Herrera, la cual tiene un contrato de igual beneficio económico que el despacho de la auditoria financiera, cada uno por un millón 700 pesos anuales.

Deja una respuesta