Oficialmente no hay cronista de la ciudad en Poza Rica

Misael Olmedo Sifuentes/ Poza Rica

Luego de tres meses del cambio de administración municipal hasta el momento Poza Rica no cuenta oficialmente con cronista de la ciudad, aunque Leonardo Zaleta Juárez desde el 2001 funge como tal y en las últimas tres administraciones ha quedado aprobado por Cabildo y ha recibido una gratificación económica por su función, sin embargo la actual comuna no lo ha ratificado.

En entrevista Leonardo Zaleta Juárez comentó que desde el año 2001 cuando se convocó a elegir a cronista de la ciudad, en el marco del 50 aniversario como municipio libre, se presentó ante el Cabildo que le otorgó el nombramiento a él y a Mario Roman Del Valle como cronista adjunto.

Manifestó que durante diez años realizó la función de cronista de la ciudad sin recibir ningún salario y fue él quien absorbió los gastos correspondientes hasta que en la administración municipal de Pablo Anaya Rivera comenzó a recibir un estímulo económico, mismo que se mantuvo en la de Alfredo Gandara Andrade y continuó hasta la de Sergio Lorenzo Quiroz Cruz.

Subrayó que entre estos periodos de gobierno no siempre se ha sometido a discusión de Cabildo su nombramiento y solamente ha sido de hecho su continuidad; “a veces hubo sesión de Cabildo y me dieron una copia, otras me dieron un oficio para ratificarme, pero a raíz de que se expidió un decreto ahi se establece que el cronista que esté funcionando deben ser ratificados”, comentó.

Mencionó que las causales para no ser ratificado son: no estar cumpliendo con la función, cambiar de residencia o presentar de manera voluntaria la renuncia como cronista de la ciudad, por lo que en su caso ninguna de estas aplica.

Recordó que continúa con su trabajo y está plasmado en su obra como escritor sobre diferentes aspectos de la historia de este municipio y anunció que próximamente presentará un nuevo libro en relación a los cambios en la industria petrolera, denominado “Petrolecturas” que aborda las trayectorias de las luchas del sindicalismo petrolero.

Hasta el momento la actual administración municipal no lo ha ratificado oficialmente como cronista de la ciudad y tampoco ha dejado claro si mantendrá la gratificación económica que pasados gobiernos le entregaron para cumplir su función.

Deja una respuesta