Denuncian a regidora de Poza Rica por violencia laboral

Lidia López/Poza Rica

Por actos de violencia laboral, la empleada de confianza K. P. S. presentó denuncia ante el Instituto Municipal de la Mujer (IMM), exigiendo que bajo acuerdo de Cabildo se aplique la sanción correspondiente contra la supuesta agresora, la regidora Y. C. L. de acuerdo a las sanciones correspondientes que marca la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre sin Violencia.

De acuerdo con documento obtenido, el cual fue entregado este jueves a la oficina del IMM, se expone que la trabajadora con ficha 307 y adscrita a la regiduría décima primera, con las comisiones en Ciencia y Tecnología, asi como la atención a la Niñez y la Familia, comenzó a sufrir de violencia laboral a partir del mes de julio.

Refiere K. P. S. que comenzó a recibir maltrato verbal por parte de la regidora décima primera del Ayuntamiento de Poza Rica, sin importar quien estuviera presente, frente a compañeros de oficina como de ciudadanos que acudieron a solicitar algún trámite o servicio.

La relación, advierte la trabajadora, fue empeorando hasta que decidió la edil no acudir a la oficina municipal y a través de mensajes vía telefónica recibía las indicaciones, a fin de evitar el contacto personal.

El pasado 31 de julio, menciona en el texto, fue confrontada por la regidora Y. C quien le informó que estaba despedida y que esta decisión provenía del alcalde, que los motivos se los explicaría él personalmente.

Para evitar que K. P. continuara laborando en la oficina de la regiduría, explicó que fue cambiada la contraseña de la computadora que tenía asignada, asi como el retiro de la información que se encontraba en la memoria del equipo. Por tanto, decidió entrevistarse con el presidente municipal, quien le aseguró no tener conocimiento de su despido y por tanto le solicitó que continuara con sus actividades cotidianas.

Para el 3 de agosto, menciona la agraviada que fue despedida, aproximadamente a las dos de la tarde, por la regidora Y. C. L. con manejo de lenguaje verbal ofensivo, usando adjetivos calificativos como “inepta” y que en caso de seguir insistiendo en trabajar en su oficina “le inventaría el delito de robo” para que “entendiera”.

En esta denuncia que realiza K. P. pide que de acuerdo con la Ley de Acceso a las Mujeres a una vida sin violencia en el estado de Veracruz, según articulo 36, pide que el caso sea tratado en Cabildo y se aplique la sanción correspondiente para un curso de reeducación a fin de evitar que se eviten este tipo de conductas.

Cabe mencionar que en Poza Rica, en los años 2011 y 2013, dos trabajadoras del propio Instituto Municipal de la Mujer fueron agredidas por su directora en ese entonces, Chantal Barajas Ichante, que para colmo fue candidata a la Diputación Federal por el Partido Acción Nacional en el 2015, sustituida precisamente por la actual regidora Y. C. L., quien es señalada por posible violencia laboral.

Deja una respuesta