¡ A S Í E S !

Por Mario NORIEGA VILLANUEVA

PROVOCACIÓN

Sin duda alguna, el ciudadano Cuitláhuac García Jiménez, el ingeniero marioneta de Andrés Manuel López Obrador, y quien ignora lo que es una campaña auténtica, sana, limpia, transparente según las reglas a un puesto de elección popular, se creyó todo un su titiritero, lanzando flagelantes acusaciones contra Goyo Gómez, e invitando a los ciudadanos del V Distrito Electoral Federal, a “no votar por un verdadero hampón”, lo que constituye una campaña de lodo, de los más sucia y estercolera que pueda haber y que solo se concibe en una mente obtusa y depravada –lástima de estudios universitarios–, que puede llegar a provocar que el clima hasta ahora tranquilo, se torne violento.

Siempre en este espacio, hemos orientado hacia campañas de propuesta, no de descalificación, tampoco de acusaciones porque estas deben ser canalizadas hacia el ámbito judicial, pero como aquí, Cuitláhuac se esconde en López Obrador, entonces Goyo debe estar pensando que “tanto peca el que mata la vaca como quien le detiene la pata”, pues entonces, deberá ir por los dos, si es que decide proceder judicialmente, porque eso sí le causa un gran daño moral y como quien acusa, debe presentar las pruebas –nuevo sistema penal acusatorio–, pues el ex alcalde tihuateco y abanderado del PRD y apoyado en alianza por el PAN-MC, tiene para ir por el títere de AMLO y de refilón, éste.

No será la primera vez que lo escribamos, estos señalamientos, acusaciones y guerra sucia, y todo lo que pueda llegar a provocar que una elección, llegue a tener momentos violentos o llenos de actos vandálicos y demás, el Instituto Nacional Electoral, debe evitarlos con una legislación más severa, que no los permita a ningún candidato, por mucho miedo que le tengan versus López Obrador, en quien el sistema incluido el INE, ven a un demonio y con él no hay que meterse.

Los miembros del Consejo General del INE, deben ir pensando en ponerle más candados a sus leyes a fin de evitar que se le confunda con una autoridad judicial que no lo es y está pues obligado a que todo mundo y con mayor razón los candidatos a cargos de elección popular, utilicen lo que pueden ser infamias para darle fuerza a su campaña o por ineptitud, incapacidad para hacer una observando los lineamientos autorizados legalmente, o definitivamente, que proceda con toda severidad contra quienes buscan enfrentar a los mexicanos entre sí.

Una cosa es una contienda política y otra muy distinta, las vías judiciales, que a lo mejor por su calidad de ingeniero, Cuitláhuac no conozca, ni se ha puesto a consultar o a que lo asesoren bien, pero lo que hizo, es un acusación que debe ventilarse en el ámbito judicial, como la que le anda haciendo por todo el estado al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, acusándolo de ladrón, aunque aquí sin duda alguna, después del domingo primero de julio, podrá el mandatario solicitar la acción legal correspondiente, porque todo lo están documentando con grabaciones, testimonios y demás, pero en este caso sí MIYULI no quiere ser quien responda a las acusaciones porque el clima electoral se enrarecería, pero después, nadie le quitará ese derecho que tiene y por lo pronto, ir analizando lo que le espera a Cuitláhuac, aún si en el remoto caso ganara las elecciones, porque su fuero lo empezaría a proteger a partir del primero de diciembre y no antes, así que esto, se puede poner bueno.

Sugerencias, críticas y comentarios: marionv8@hotmail.com

Deja un comentario