Contaminación de Pemex en Poza Rica, causa de enfermedades

Misael Olmedo Sifuentes/Poza Rica

Mientras autoridades se han mantenido omisas y Pemex justifica la contaminación ambiental que se registra a través de sus quemas “controladas”  los habitantes de colonias aledañas al Complejo Procesador de Gas (CPG) temen por las enfermedades que se registran en la zona, mismas que van desde ardor en los ojos, enfermedades respiratorios y en algunos casos hasta cáncer.

Las estelas de humo negro han sido permanentes en las ultimas semanas en Poza Rica y apreciables desde diferentes puntos de la región, sin embargo recientemente el estudio de los integrantes de la organización “Earthwork” sobre las emociones no visibles de gases en la región alertó sobre el riesgo que se vive con la contaminación directa al aire con la industria petrolera.

Fueron detectados compuestos orgánicos volátiles en una proporción  que señalaron a través del reporte con un video difundido se considera como alarmante.

Habitantes de la colonia Morelos señalan estar “acostumbrados” al olor a gas y a hidrocarburo que se registra constantemente en el sector por las operaciones del CPG, sin embargo las quemas que en las últimas semanas se han mantenido de manera permanente han provocado molesta y atemorizan.

“El ruido por las quemas en la noche pues es lo de menos, pero a veces el olor si es fuerte y no se puede ni dormir, uno está acostumbrado, a veces amanecemos con garganta irritada, pero esto ya es normal y no es nuevo”, comentó uno de los habitantes del sector.

Entre los temores de la contaminación por parte de la industria petrolera destaca el de los casos de cáncer que algunos ciudadanos atribuyen a esta problemática, pues esta ciudad se encuentra en los primeros lugares con mayor incidencia en la entidad.

Cabe destacar que la Presidenta del grupo “Vida Plena Después del Cáncer”, Silvia Bustos de la Cruz alertó de que por mes se registran hasta 30 nuevos casos de cáncer, incluso en jóvenes.

Mencionó que Poza Rica y Minatitlán enfrentaban la mayor incidencia, ambos municipios petroleros, por lo que uno de los temores es que la contaminación en la industria estuviera generando mayor riesgo de la enfermedad, por lo que consideró necesario realizar una investigación para aclarar cualquier duda.

En un reciente reporte por parte del médico alergólogo pozarricense, Abraham Alamilla Olguín hasta un 25 por ciento de la población que habita en Poza Rica enfrenta alguna alergia, se rebasa la media nacional que es de  un 20 por ciento de la población del país enfrenta alguna alergia.

Indicó que las causas de alergias son multifactoriales, por lo que no se puede atribuir exclusivamente a la contaminación que genera la industria petrolera en este municipio, pues también condiciones climatológicas y el consumo de algunos alimentos generan las alergias.

En Poza Rica las alergias más comunas se presentan con rinitis, urticaria, conjuntivitis y hasta asma, siendo factores como la humedad una de las causas más frecuentes entre los diagnósticos.

Pese a que se cuenta con una Unidad de Monitoreo Ambiental por parte de la Sedema los resultados han señalado que la calidad del aire es buena o regular, en algunos casos, sin embargo su funcionamiento ha estado limitado.

La regidora comisionada en ecología y medio ambiente, Silvia Adriana Ortega Galindo destacó que Pemex no ha brindado información detallada al gobierno municipal sobre el tipo de materiales que queman en el CPG.

Bajo el amparo de ser una empresa federal el gobierno municipal se vio imposibilitado para que Pemex entregará con un reporte, por lo que únicamente se informó que se trataba de “quemas controladas”.

Mientras que ante el abandono de la Unidad de Monitoreo Ambiental no se lograron implementar acciones para contrarrestar los efectos de contaminación al medio ambiente.

En boletines informativos Pemex  justifica la contaminación explicando que se trata de trabajos de mantenimiento o fallas eléctricas que obligan a realizar la quema de los residuos que provocan la evidente contaminación al aire de Poza Rica y municipios vecinos como Tihuatlán y Coatzintla.

El CPG cuenta con la planta criogénica de tipo modular,  con sección de fraccionamiento integrado y dos esferas para el almacenamiento de gas licuado del petróleo y su capacidad de procesamiento es de 200 millones de pies cúbicos por día, además cuenta en la sección de fraccionamiento con capacidad para procesar 12 mil barriles diarios de hidrocarburos líquidos.

A pesar de que el CPG cuenta con una moderna planta sigue utilizando la anterior que  tiene más de veinte años funcionado con válvulas que  deben ser renovadas, lo que constantemente genera fallas que desencadenas en la contaminación al aire de la ciudad y mayor riesgo para los mismos trabajadores.

A nivel nacional el sector salud alertó sobre la contaminación en el aire como particular PM10 que afectan especialmente al aparato respiratorio y al sistema cardiovascular y se ha demostrado que la exposición a largo plazo a partículas en concentraciones relativamente bajas, habituales en el medio urbano, puede afectar a los pulmones tanto de niños como de adultos.

Deja un comentario